Loading...

Etiqueta: branding

LOS BUENOS QUE SE VUELVEN VILLANOS

                                                                                      Por: Carlos Palacio / Rubber Duck

El guasón, la serpiente de Adán y Eva, el lobo de los tres cerditos, etc. Toda historia lleva consigo a un villano y la nuestra, la que vivimos actualmente en el mundo del marketing y la publicidad lleva un enemigo mucho más poderoso que otro que hayamos visto antes.

Un villano en una historia es un personaje que quiere controlar el mundoimponer sus locas reglas y que disfruta mientras manipula a sus víctimas para satisfacer sus intereses. Es un Arquetipo al que siempre le hemos tenido miedo, que ha poblado nuestros cuentos y películas.

Hoy debemos hablar y reflexionar de un nuevo Súper Villano en la vida de los creativos, estrategas y comunicadores. Un medio que ha venido creciendo a nuestro lado y que ha absorbido todo nuestro contexto, lo que conocemos o a lo que nos referimos como        “ publicidad digital ”.

Actualmente el Medio Digital es la base para muchas empresas y negocios, puesto que si una marca no tiene presencia en el mismo es como si no existiera. Este medio es tan importante en el mundo, que, según un estudio de inversión publicitaria realizado por Zenith, nos cuenta que la publicidad digital representará el 64% del crecimiento de inversión publicitaria, mostrando a las redes sociales con un crecimiento anual del 20%y el video online un 21%.

Los números anteriores parecen que respaldan todo lo que se está haciendo en esta nueva era; es lo correcto, pero lo que estamos perdiendo es que la vida de las personas no está detrás de una pantalla. El Homo Sapiens construye su realidad gracias a diferentes vivencias, momentos y distintos entornos, es decir, nuestra vida se construye de lo que pasa en el trabajo, la calle y en casa.

En otro estudio realizado por Zenith Media nos dice que actualmente los usuarios están expuestos a más de 1.000 impactos publicitarios en internet, en los cuales el consumidor solo le está poniendo atención a menos del 5 % de los anuncios. Este exceso que hemos creado ha hecho que la publicidad esté sufriendo un deterioro en su imagen, ya que, nos hemos vueltos invasivos en las nuevas formas de comunicación y por ende en la vida de las personas.

 “DEBEMOS RECORDAR QUE ES MEJOR SER ALGO PARA ALGUIEN, QUE NADA PARA TODOS”.

La publicidad digital ha hecho que olvidemos, que digital, “ Solo es un medio y nada mas”. Hemos estado perdiendo el valor de una buena idea, de una propuesta motivadora, de generar una verdadera conexión entre las personas y las marcas y sobre todo olvidamos que todo en este mundo esta hecho y se hace de personas para personas.

Por lo tanto, hoy para crear comunicación deberíamos dejar de pensar en números, para empezar a pensar otra vez en que podemos mejorar la vida de las personas, su estilo de vida y entender en que contexto queremos hacer que nuestros clientes y trabajo destaquen.

A veces un Villano parece alguien normal e inofensivo pero a medida que pasa el tiempo va mutando hasta convertirse en el protagonista de la escena. Movido por diferentes motivaciones acaba haciendo daños a los demás sin que fuera su propósito inicial.

 

EL FUTURO INCIERTO DE LA SEGMENTACIÓN

Por: Carlos Palacio

Los familiares, los fitness, los exploradores, los que viven al límite, los rebeldes, los religiosos, los intrépidos, los arriesgados. los valientes, etc .

Todos estos son algunos de los  patrones que nos hemos inventado para diferenciar el comportamiento en diversos grupos de personas. En este contexto siempre hemos tratado de encajar al consumidor  en perfiles  que repiten siempre la misma conducta. Lo que conocemos como segmentación.

Cada año empresas grandes o pequeñas y algunos emprendedores se toman el trabajo de crear y/o diseñar productos y marcas, que, sin importar su inversión de dinero fracasan en su primer año de vida. Así no lo confirma la revista Forbes, donde nos dice que 8 de cada 10 productos, empresas o marcas no sobreviven después de algunos meses.

Esto se debe a que siempre nos han dicho que la mejor forma de conseguir clientes fieles o que al menos nos compren, es ligándolos a un arquetipo  o un estilo de vida que refleje la forma en la que  consumidor está viviendo.  Por esto decimos que segmentar es la forma mas común con la que tratamos de entender al ser humano, es decir, es la forma más mediocre  con la que colocamos una etiqueta al individuo.

Alan Lafley  presidente y CEO de P&G ( Procter & Gamble) ha manifestado  que necesitamos un nuevo método con cual comercializamos a nuestros clientes, es decir, tenemos que crear un nuevo sistema que sea efectivo a la hora de vender un producto, marca o servicio.

Porque la  verdad es imposible segmentar al ser humano, puesto que cada uno de nosotros somos diferentes personas al mismo tiempo, todo depende del contexto, el momento, el estado emocional y la experiencia que se tenga.

Cuando una marca empieza a segmentar su comunicación, su oferta y sus productos automáticamente comienza a combatir contra sus propios clientes. Debido a que estos consumidores son personas impredecibles, es decir, seres plurales. Individuos que tienen un mundo y una vida que siempre está en un cambio constante, y que son personas que tienen la facilidad de cambiar sus gustos y hábitos de forma inmediata.

Por lo tanto, nos encontramos  con un concepto que no ha evolucionado y no se ha adaptado al  cambio que está sufriendo la sociedad, la nueva era de medios, los productos y los servicios. Cada día se hace  más complicado poder desarrollar dicha herramienta. Un ejemplo de esto es el día a día de cualquiera de nosotros. Posiblemente hoy ya has visto noticias conservadoras , visitado una página de moda, escuchado música alternativa y  publicado diferentes cosas en las  redes sociales y de pronto cuando llegues a tu casa vas a mirar el reality del momento.

Jennifer Barron y Jim Hollingshead en su publicación “conseguir que la segmentación funcione”, nos cuentan que la segmentación tradicional trae un problema esencial que nos lleva al fracaso en la comercialización de un producto. Y son los planteamientos que se le imponen a cierto tipo de personas  no corresponden al verdadero comportamiento que tienen frente al mercadoPor lo que clasificar a las personas en pequeños grupos es un error  que nos lleva a conclusiones falsas!!.

Es importante que entendamos que así como la comunicación ha cambiado, el consumidor también.  Es por  esto  que tenemos que hacer algo más que una simple segmentación. ¡Necesitamos crear una estrategia que sea flexible!,  con la cual,  podamos entender la forma en la que las personas viven, trabajan y consumen. Es decir, generar un plan que pueda ser relevante en todas las fases del consumidor. Va  a ser en ese momento donde las empresas, las marcas y los productos van a empezar hacer mas exitosos.

LAS MARCAS GRANDES SE HAN VUELTO PEQUEÑAS

POR: Carlos palacio

Hoy en día existen marcas muy grandes, que han dejado de ser Grandes Marcas.

Durante toda la historia nos hemos negado a la realidad. Siempre nos hemos demorado en aceptar lo que alguien ya había visto hace tiempo, como cuando nos decían que la tierra era redonda.  Y nos estamos demorando en aceptar que el mercado ha cambiado, que lo que te hace importante no es tu estructura ni en cuantas partes puedas estar, sino que lo que te hace grande es lo que le importas a los demás.

En esta nueva época el consumidor nos obliga a pensar mas allá de lo que ofrecemos, de nuestra competencia y  de nuestros objetivos. Ahora tenemos que estar pensando en cuales son las motivaciones humanas que estamos activando. Como lo afirma el autor de “Human Media” “Map Makers” y escritor de un reconocido blog Isra Garcia.

Actualmente el crecimiento de una de empresa depende de sus empleados, accionistas y futuro negocio, es decir, sostenida y sostenible en el tiempo. Un sistema, que parece nunca acabarse.  Pero este sistema aunque parezca infalible está creando una diferencia entre una Gran marca y Marca Grande.

El secreto de una GRAN MARCA  es que no se está enfrentando a reinventar un modelo de negocio que le perdure en el tiempo, sino que esta en la lucha de motivar comunidades que sustenten su objetivo como marca. Es decir, son capaces de hacer de un producto o un servicio una experiencia diferente y relevante, algo único, para ti.

 ¿Qué puede tener hoy de único y especial un Iphone? ¿que tiene de especial y único estar en Bogotá y comer en un Corral o un Subway si en cada cuadra encuentras uno?

Cuando una marca crece por sus objetivos económicos, está obligada a dar la misma experiencia que tenías en un establecimiento a miles y miles de ellos, por lo que deja de ser única. Cuando esto sucede es que ya no hay nada importante, nada que te haga singular y es ahí cuando dejas de ser una Gran Marca y te conviertes en una Marca Grande.  Como lo menciona Isra García en su libro Human Media la nuevas formas de comunicación han descentralizado el poder que antes pertenecían a las grandes marcas.

Debido a todo esto es que el consumidor prefiere ir al carpintero del barrio a comprar sus muebles, ya que con el puede diseñar a su gusto y escoger los materiales de su preferencia. Lo cual lleva a la creación de un producto único y original, llevando al consumidor a una experiencia mas gratificante que ir toda una tarde y perderte en TUGÓ.

Por esto es que cada vez el mercado le apuesta y le apasiona lo local, por que es singular, porque te da algo que en otros lugares no te pueden dar. Porque en un mundo donde hay tantas cosas lo que te hace grande no es el tamaño ni la estructura que tengas, sino que lo que te hace grande, es ser diferente.

Las marcas que no dejen de pensar como un monopolio, a modelos que les permitan crear diferentes experiencias al consumidor, que sean marcas capaces de proponer un propósito, no para ellas, sino para nosotros  estarán dispuestas a pasarla mal los años que vienen.

Autor: Carlos Palacio

Abrir chat